Sin ti… No puedo, no sé, no quiero.

No Tags | KGK

El camino hoy, se me vino encima.
Y ya de vuelta sentí el frío de tu ausencia
y temblé, y me recogí a capazos,
racimos de mí se esconden entre tus campos.

 

No brotan las margaritas de mis manos,
ni se cosen las palabras en las faldas del papel.
No vuelan los suspiros como deberían,
ni me dejan por escrito sus trinos los pájaros,
como solían hacer.

 

No admiten esta profunda tristeza mía.

 

No puedo,
no sé,
no quiero.
Te amo.

 

Vuelvo a nuestra habitación vacía.

 

¿Sabes?

 

La cama se secó por falta de agua,
y mi cuerpo se quedó aquí tumbado,
marchito, blando,
sin ningún sentido.

 

Y ahora las escamas me recorren las manos,
las piernas, la inspiración, los abrazos;
pero, tranquilo mi amor,
aún no está todo perdido.

 

Me levanto, me sacudo, me desvisto.

 

Naranjas, fucsias, amarillos…

 

Flores, risas, versos,
con sus colores encendidos.
¡Has venido!

 

Ya prende el fuego
libros abiertos, ropa en el suelo
cachetes y nalgas,
tu respiración en mi pelo.

Embistes una y otra vez mi tristeza

la arrancas toda,
plantas en su lugar
tus dulces simientes
nos quedamos dormidos.

 

Sobre estas tierras cómplices… Amantes bosques dormidos.

 

-LGM


No Comments

Leave a comment